¿Cómo reaccionas ante una contrariedad? – TEST

¿Cómo actúas ante una contrariedad? 

Patalea, rompe, se ríe, no le da importancia… de acuerdo a como reaccione será su personalidad.
Este test le ayudará a conocerse mejor… o a conocer a su pareja. 

 
 
Usted se conoce bien, ¿no es cierto? sabe ante qué hecho da un golpe y ante cuál se encoge de hombros.
Le presentamos varias situaciones y las reacciones que puede adoptar frente a ellas. Usted responda, el número que predomine en las respuestas es el que luego debe elegir para saber la interpretación.
En caso de tambalear entre dos números, su carácter también estará tambaleando entre dos tipos.
Un consejo, no desaproveche el test, aplíquelo además para conocer mejor al hombre que la enamora, siempre es bueno ampliar el espectro de datos que una puede tener, ¿no?
 
Usted compra un pequeño aparato eléctrico o a transistores que le parece muy fácil de utilizar. No bien llega a su casa lo desenvuelve para probarlo y en el mismo momento descubre que no marcha, ¿cómo reacciona?
1) ¡Qué mala suerte! Justo cuando lo necesito. Voy a tener que sustituirlo con otra cosa.
2) ¡Es buena mi suerte! Estos aparatos se rompen siempre en el primer momento.
3) Volveré al negocio y le diré al comerciante lo que pienso.
4) No tengo remedio. Siempre me dejo convencer por un charlatán.
5) Esto no marcha. No insisto más. Probare con más tiempo otro día.
6) Y bien, fracasé en mi compra. La próxima vez espero tener mejor suerte.
 
El tintorero le anuncia que su vestido esta irreparablemente dañado por causas ajenas a su voluntad. Como por casualidad usted contaba con ese traje para vestirse ese día, ¿cuál es su reacción?
1) ¡Usted me dirá cómo arreglarlo! Yo contaba ponermelo justamente hoy para salir. ¿Cómo haré?
2) ¡Que catástrofe! ¡Un vestido que me gustaba tanto! Usted me pone en una situación terrible.
3) Estoy muy contrariada. Usted es el responsable. ¡Yo quiero mi vestido!
4) ¡Qué mala idea tuve al confiarle mi vestido! ¡A nadie más que a mí le pasan estas cosas!
5) ¡Qué historia! No veo cómo podré salir. ¡El vestido está perdido!
6) Es muy desagradable, pero esto debo preverlo para otra vez. ¿Cuánto piensa abonarme?
 
Durante las vacaciones usted estrena unas dos piezas de baño y justo cuando se lo va a poner, lo engancha y lo desgarra. ¿Cuál es su reacción?
1) ¡Qué horrible! ¡Una malla nueva!
2) ¡Qué barbaridad, con lo que me costó! ¿Qué haré? Tendré que comprarme otra bikini y esto no lo contaba en mi presupuesto.
3) Voy a ir al negocio donde lo compre y haré un escándalo por venderme una prenda tan frágil.
4) Soy estúpida. No pongo atención. Me viene bien por descuidada.
5) ¡Qué fastidio! Pero con un zurcido no se notará.
6) ¡Una malla perdida! No tendré más remedio que comprarme otra. ¡Qué lástima, tanto que me gustaba!
 
Usted se propone trabajar hasta muy tarde por la noche en su casa para terminar un trabajo que deberá presentar al día siguiente sin falta, y justo en ese momento, se produce un desperfecto en la electricidad, general y prolongado. ¿Cómo reacciona?
1) ¡Qué mala suerte! Todo me sale mal. ¡Todo esta perdido!
2) La desgracia me persigue. No tendré luz hasta sabe Dios qué hora y si mañana no entrego esto, me sentiré tan desgraciada…
3) ¡Qué repugnante! Debería haber circuitos de socorro. Los técnicos no son capaces de hacer bien su trabajo…
4) ¡Qué desconcierto!, pero esperaré hasta que vuelva la luz…
5) Sí que estoy arreglada, y bien, está perdido. Mañana daré explicaciones.
6) Justo un desperfecto. Buscaré en el armario si tengo alguna lámpara de kerosene.
 
Usted tiene necesidad urgente de un libro, una revista o un disco que ha prestado a una amiga. Ella le dice que a su vez lo ha prestado a otra y que no se lo podrá devolver antes del día siguiente. ¿Cómo reacciona?
1) Esto está muy mal. Yo necesito esta tarde. ¡Qué mala suerte!
2) ¡Qué desagradable! ¿Cómo haré mientras tanto? ¡Nunca lo recuperaré!
3) ¡No debías haber prestado algo que no te pertenecía! Fíjate en qué situación me colocas.
4) ¡Me viene bien esta lección! ¡Jamás volveré a prestarte nada!
5) ¡Pues bien, tanto peor! Veré qué puedo hacer mientras tanto.
6) ¡Qué fastidio! Yo lo necesito esta tarde. ¿A quién se lo prestaste? ¡Dame su dirección!
 
En el momento en que usted iba a hacer un trabajo delicado que le exige toda su atención, alguien la llama por teléfono. ¿En qué forma reacciona?
1) ¡No pueden dejarme tranquila…!
2) Nunca puede hacer algo sin ser molestada. ¡Tendré que volver a empezar!
3) ¡La gente cree que una está siempre a su disposición! ¡Que se vayan al diablo!
4) ¡Qué vida! No puedo sentarme, no puedo hacer nada seguido. Estoy bien furiosa.
5) He aquí el trabajo paralizado. Lo seguiré más tarde…
6) Bueno, tendré paciencia. Le diré que tengo que terminar un trabajo delicado…
Anote sus respuestas, y determine a qué número de respuesta corresponde la mayoría de las suyas.
 
 
 

 
 
 
CONCLUSIONES
 
1) Usted soporta mal los contratiempos de la existencia, sobre todo en el mismo momento en que acontecen, pero sus reacciones no duran mucho, porque son muy vivas y desmesuradas.
Usted se hace “mala sangre” en el momento, reconociendo después que no era para tanto. Su segunda reacción es de corregirse y calmarse.
Usted es realista, viva y contradictoria, emotiva e impulsiva, inquieta y dinámica. Es un poco brusca a veces, casi violenta, pero no pierde la cabeza por largo tiempo.
 
2) Soporta verdaderamente mal el contratiempo. Tiene la impresión de que los colecciona especialmente. Siente, más o menos vagamente, la idea de que la mala suerte la persigue.
Algunas veces parece injusta. Dramatiza las situaciones, hace montañas de granitos de arena. Vive dentro de una opresión continua. Frente a cualquier felicidad piensa que no ha de durar mucho. Tiene falta de confianza en la vida, y en el porvenir. En fin, debe ser supersticiosa.
 
3) Usted soporta mal los contratiempos de su vida y responde con la cólera, la indignación, la exasperación. Cosas y gente la ponen descontenta fácilmente.
Hay pequeños detalles en su ambiente familiar que la irritan y ciertas personas que le crispan los nervios. Reconoce voluntariamente que es impulsiva, pero, ¿sabe usted que es orgullosa?
Sus reacciones inmediatas dejan atrás siempre al pensamiento. Se conduce a veces como una cuchilla que no soporta nada que le sea negativo. Chiquilla alegre, pero ¡qué carácter!
 
4) Usted soporta muy mal el contratiempo porque no se siente con valor para afrontarlos y resolverlos. Es mesurada en las circunstancias enfadosas que no faltan en la vida, esta mal adaptada al mundo y se da cuenta que tiene falta de confianza en sí misma.
Analiza muchas sus criticas, se juzga severamente en el silencio de la reflexión y siempre está descontenta de sí misma.
En su mejores momentos, se enardece y a aumenta su voluntad. ¿cuál es a ciencia cierta ese perpetuo reproche que se hace a siímisma? Usted es su más grande enemiga.
 
5) Usted soporta bien los pequeños contratiempos del diario vivir, pero sobre todo porque se niega a tomarlos seriamente o en consideración.
Admite que la existencia es como un juego de ruleta donde hay buena y mala suerte. Como el jugador se complace en esas vueltas contrarias. Tal vez sea optimista. Siempre sonríe como si nada le causara pena.
Verdaderamente, ¿es como se presenta? ¿No es acaso una actitud que adopta como una defensa para los males que pueden sucederle? Vive en la superficie de las cosas y de usted misma.
 
6) Usted soporta valientemente los pequeños contratiempos de la existencia. Sabe controlar sus nervios. Su emotividad es viva, pero su control perfecto, es por eso que parece calma, cuando hierve interiormente.
No es pesimista, ni optimista; sabe tomar la vida como viene, con realismo, simplicidad y razón. Protesta con energía cuando lo hace y se pone colérica algunas veces, pero se encajona notablemente. Ha decidido hacer callar su corazón y sus emociones.
¿Es porque ha sufrido alguna vez una pena muy grande? Usted parece temer, en efecto, que un acontecimiento muy grave aventaje su control a su viva emotividad.
 
* * *
Esta entrada fue publicada en Autoconocimiento. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s